Estamos tristes; recibimos historias tristes en el soporte técnico varias veces al mes. El otro día, un cliente llamó para saber cómo recuperar el código fuente de un aplicativo AVR para .NET. Un PC falló y, aunque habían estado haciendo copias de seguridad "regularmente", no se pudo encontrar ninguna copia de seguridad del proyecto. Por desgracia, aunque existe una forma nominal de recuperar la fuente C # de un binario AVR compilado, no es realmente una fuente adecuada para volver a compilar la aplicación.

Cuando se trata de código fuente, mantenga una buena copia de seguridad. Esto se aplica incluso si está llevando todos los cambios a un servicio de control de fuente alojado en la nube como GitHub. No envía el 100% de un proyecto a GitHub: omite (o al menos debería) los activos que muestran credenciales privadas y otras partes importantes de la aplicación.

Unos días después, otro cliente llamó. Esta vez fue un contratista que trabajaba para un cliente. El cliente utilizó una antigua aplicación AVR Clásico para administrar los permisos emitidos por el gobierno local. El cliente había estado haciendo copias de seguridad "regularmente" durante años. Un ransom attack dejó inoperable su servidor y, con él, su base de datos ASNA DataGate para Windows y servidores.

Cuando se trata de datos, mantenga una buena copia de seguridad. El contratista llamó para preguntar si conocíamos algún truco para recuperar los datos. El único "truco" que conocemos es una copia de seguridad regular y verificada regularmente.

En ambos casos, se estaban realizando copias de seguridad periódicas. En el primer caso, fallaron porque no habían incluido los nuevos directorios de un nuevo conjunto de proyectos. De modo que sí, estaban haciendo copias de seguridad, copias de seguridad que no fueron eficaces.

En el segundo caso, aunque estaban ejecutando el comando para iniciar la copia de seguridad todos los días, en algún momento los nombres de directorio cambiaron en el servidor, pero no modificaron los procedimientos de copia de seguridad con estos nuevos nombres de directorio. Cada día, la copia de seguridad fallaba inmediatamente. Pero nadie miró los registros ni notó el problema, ¡durante 18 meses!

La copia de seguridad es importante, pero la restauración lo es aún más.

 

La conclusión aquí es que hacer una copia de seguridad no tiene ningún mérito si no se asegura regularmente de que la copia de seguridad contenga lo que cree que contiene y si no hace simulacros regulares para asegurarse de que puede restaurar los datos de esa copia de seguridad.

¡No sea una historia triste más en nuestro soporte técnico! ¡Realice copias de seguridad y asegure con frecuencia su calidad!